27 septiembre, 20165min0

El viernes 16 de septiembre durante la inauguración del Hospital Escuela Veterinario de la Universidad Nacional de Río Negro en la ciudad de Choele Choel, el Ministro de Educación y Deportes, Esteban Bullrich, expresó en su discurso que «Esta es la nueva campaña del desierto, pero no con la espada, sino con la educación.». De ese modo comparó el avance en maconquista desiertoteria educativa  con el desalojo y matanza de pueblos originarios durante la llamada «campaña del desierto». Frente a dicha manifestación, compartimos la declaración de rechazo de la Universidad de Río Negro que se suma a diversos repudios que circularon por medios y redes sociales. 

 

Bariloche 16 de septiembre 2016

Los abajo firmantes, becarios, investigadores, docentes y personal del Instituto de Investigaciones en Diversidad Cultural y Procesos de Cambio de la Universidad Nacional de Río Negro y del CONICET, expresamos nuestro profundo rechazo a las declaraciones del Sr. Ministro de Educación Esteban Bullrich realizadas en nuestra casa de estudios en Choele Choel, en las cuales compara el avance de nuestra universidad en términos de una““nueva campaña del desierto, pero no con la espada, sino con la educación.”

Desde las investigaciones científicas realizadas en nuestra institución, desde la memoria social en nuestra región y desde el sentido común aquello que usted, Sr. Ministro de Educación, refiere como hecho histórico en términos de “campaña del desierto” ha sido un genocidio. Bajo ningún concepto puede aceptarse que un crimen de lesa humanidad pueda ser utilizado como metáfora para referir a una política pública. Esto supone o bien una supina ignorancia e indiferencia ante la historia de nuestro pueblo, o bien una propuesta educativa, en este caso, que comparte los lineamientos principales con aquello que se compara.

Ambas son preocupantes, ya que en efecto la llamada “campaña del desierto” no se realizó sólo con la espada, como usted afirma, sino a través del apoyo financiero de sectores que se enriquecieron con el despojo de los pueblos originarios, de la concentración, deportación y división de las familias sometidas, de su distribución como fuerza de trabajo semiesclavizada para el beneficio de distintos sectores de poder en el país, de la entrega y borramiento de la identidad de miles de niños separados de sus familias. Usted habla de hacer una “nueva campaña” con la educación, desconociendo que ha sido precisamente el sistema educativo en nuestro país un responsable directo de que los prejuicios y discriminaciones se hayan perpetuado, construyendo a los pueblos originarios como “salvajes”, “extranjeros” y “ladrones”, y a la región en que vivimos como un “desierto”.

No podemos compartir ni aceptar ninguna otra campaña al desierto. Convocamos a usted, Sr. Ministro a desandar, a través de la historia y de una reflexión honesta sobre las asimetrías y desigualdades de nuestra sociedad, las políticas que sometieron a los pueblos originarios al genocidio. Sólo así podremos pensar en políticas educativas interculturales, en un plano de igualdad, de respeto y verdadera participación ciudadana.

Delrio, Walter; Malvestitti, Marisa; Briones, Claudia; Lanata, José Luis; Mereb, Ayelén; Barros, Mercedes; Galante, Florencia; Quintana, María Marta; Barelli, Inés; Pérez, Pilar; Barés, Aymará; Nicoletti, María Andrea; Lezcano, Maximiliano; Stella, Valentina; Sabatella, María Emilia; Scartascini, Federico; Assaneo, Agustín; Bechis, Florencia; Tozzini, Alma; Conti, Santiago; Vargas, Emanuel; Azcoitia, Alfredo; Vejbjerg, Laila; Benclowicz, José; Kropff, Laura; Navarro Nicoletti, Felipe; siguen las adhesiones…


unicef.jpg

24 septiembre, 201610min0

Compartimos un comunicado de prensa de UNICEF, sobre el encuentro realizado en la Facultad de Derecho, para  debatir una Ley de Justicia Penal Juvenil, que regule la situación de los chicos, las chicas y adolescentes en conflicto con la ley penal.

 

26 de agosto de 2016.-

UNICEF y el Ministerio de Justicia y Derechos Humanos de la Nación convocaron a jueces, fiscales, defensores, abogados y profesionales del derecho de todo el país a debatir una Ley de Justicia Penal Juvenil, que regule la situación de los chicos, las chicas y adolescentes en conflicto con la ley penal. El objetivo del encuentro es avanzar hacia la redacción de una propuesta de ley que contemple el proceso legal de los jóvenes infractores a la ley penal que sea acorde a la Convención Internacional sobre los Derechos del Niño (CDN) que en Argentina tiene rango constitucional y la Ley de Protección Integral de los Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes (Ley 26.061).

El Ministro de Justicia y Derechos Humanos de la Nación, Germán Garavano, y la Representante de UNICEF en Argentina, Florence Bauer, cerraron hoy las jornadas que incluyeron paneles centrales con disertantes especialistas en la temática y mesas de debate específico sobre medidas alternativas al proceso judicial, medidas alternativas a la privación de libertad, sanciones y garantías y edad de imputabilidad, entre otros.

“La ley penal (22278) mantiene un régimen inquisitivo, que aún hoy posibilita la ausencia de justicia especializada, la ausencia de aplicación (y de contenidos definidos) de medidas alternativas con contenido socioeducativo, en todo el país” refirió el Ministro de Justicia Germán Garavano. “El Ministerio viene trabajando en diversos temas vinculados con la justicia penal juvenil órganos judiciales de competencia específica, procedimientos adaptados a los adolescentes, instituciones de ejecución especializadas sanciones y medidas alternativas diferentes del régimen general, principio y garantías sustanciales; a través del Programa Justicia 2020, por medio del cual ya se inició un foro virtual e intercambio con actores del país, en el que ya se recibieron propuestas de proyectos y se tiene previsto en los próximos meses viajes programados para Córdoba, San Luis y Salta a fin de continuar profundizando el diálogo, los aportes y relevando la situación de la justicia penal juvenil”.

“El Ministerio de Justicia está también abocado a la sistematización y actualización de estadísticas para conocer la cantidad de NNA que delinquen, diferenciando población etárea, y tipos de delitos cometidos, información fundamental para elaborar un proyecto de ley penal juvenil”, agregó el Ministro. “Estos diálogos pretenden obtener insumos para abordar el proyecto, pero también, relevar necesidades de las provincias para abordar mejoras, más allá de un futuro proyecto de ley, pues sabemos que más allá de la ley, las prácticas pueden adecuarse progresivamente al paradigma de derechos instalados por la Convención”, concluyó.

La normativa argentina actual no resulta compatible con la Convención sobre los Derechos del Niño ni con los estándares internacionales en materia de derechos humanos de niños, niñas y adolescentes. De acuerdo al Régimen Penal de la Minoridad vigente, entre los 16 y los 18 años de edad los adolescentes son punibles penalmente y tienen menos garantías procesales que los adultos. Esta situación presenta grandes diferencias de una provincia a otra, dado que elaboran sus propios regímenes procesales penales con fuertes diferencias en el tratamiento de un mismo delito según el organismo interviniente. La ausencia de una ley marco nacional favorece estas disparidades entre provincias.

“Mejorar la situación de los chicos es un desafío que requiere de la aprobación de una Ley de Justicia Penal Juvenil que cree un sistema especializado en línea con los estándares internacionales en materia de protección de derechos humanos”, afirmó Florence Bauer. “Necesitamos una ley que garantice que cada adolescente sea sometido a un proceso penal con las debidas garantías, en el que se le apliquen como regla medidas no privativas de la libertad, dejando como sanción excepcional, y sólo en casos de extrema necesidad, la restricción de la libertad personal”.

“Este es el primer diálogo a nivel federal sobre justicia penal juvenil que decidimos coorganizar con UNICEF. EL Ministro tiene previsto para el primer semestre del año 2017 elaborar un nuevo proyecto de ley penal juvenil acorde a los estándares internacionales. No hay ni habrá ningún proyecto sin un previo amplio debate. Procuramos que estén aquí representadas todas las provincias, desde sus poderes ejecutivos, judiciales, ONGsy especialistas. La dinámica del evento se conforma por seis ponencias en total que serán disparadores de los temas a abordar luego en las mesas de debate. La lógica de una mesa de debate armónica, y la capacidad de las salas motiva que este evento tenga un cupo máximo de 120 personas. Sin perjuicio de ello, el Ministerio de Justicia y DDHH, a través de su programa justicia 2020 tiene ya abierto su foro virtual para dialogar y recibir aportes de todos los ciudadanos del país que así lo deseen, y encuentros presenciales donde podrán inscribirse libremente. Sabemos de los avances en materia penal juvenil: La Argentina hace ya 27 años incorporó la CDN; dictó la Ley Nacional de Protección Integral, muchas provincias se aggiornaron a los estándares internacionales en derechos humanos. Y de los retrocesos: Argentina sigue aplicando una ley penal (22278) dictada en la dictadura militar, arbitraria, sin garantías para niños, niñas y adolescentes. Estos diálogos pretenden obtener insumos para abordar el proyecto, pero también, relevar necesidades de las provincias para abordar mejoras, más allá de un futuro proyecto de Ley” sostuvo el Subsecretario de Política Criminal, Martín Casares.

La primera mesa del encuentro, “Sistema especializado en Justicia Penal Juvenil”, la abrió Pablo Jantus, Juez integrante de la Cámara Nacional de Casación Penal. Los otros paneles centrales del jueves 25 estuvieron a cargo de Alejandro Morlachetti, Experto del Fondo de Naciones Unidas para la Infancia, quien disertó sobre “Medidas alternativas al proceso judicial”; y la Jueza de Garantías del Joven y Presidenta de la Asociación Argentina de Magistrados y Profesionales de la Justicia de Niñez, Adolescencia y Familia (AJUNAF), Patricia Klentak, cuyo tema fue “Medidas alternativas a la privación de libertad como regla y no como excepción”.

La jornada del viernes 26 empezó con otro panel central quese tituló “Delitos y sanciones especializadas acorde a los estándares internacionales y nacionales en materia de niñez y adolescencia” y el expositor fue Pablo Alejandro Barbirotto, Juez a cargo del Despacho del Juzgado Penal de Niños y Adolescentes de Paraná, Entre Ríos.

La segunda mesa acerca de “La discusión sobre la edad de imputabilidad”, estuvo a cargo de Norberto Liwski, Presidente del Comité para la Defensa de la Salud, la Ética y los Derechos Humanos. Siguió Roberto Cipriano García, Director del Comité Contra la Tortura de la Comisión Provincial por la memoria de la Provincia de Buenos Aires, con una ponencia sobre “Centros de privación de libertad. Estructuración conforme a estándares internacionales, monitoreo frecuente e independiente”.

Todas las discusiones y los intercambios de este primer encuentro federal de profesionales del derecho y especialistas en niñez convocados por UNICEF y el Ministerio de Justicia se editarán en un documento de trabajo para avanzar hacia la redacción de una propuesta de Ley de Justicia Penal Juvenil. Participaron del encuentro funcionarios de la Secretaría Nacional de Niñez, Adolescencia y Familia (SENNAF) y provinciales, funcionarios del Ministerio de Justicia de la Nación y provinciales, Ministerio de Seguridad de la Nación y provinciales y del Ministerio de Desarrollo Social, jueces, fiscales, defensores, Tribunales Superiores de Justicia provinciales, expertos, miembros de ONG y académicos.

Contacto: María José Ravalli Especialista en Comunicación

mjravalli@unicef.org

www.unicef.org.ar


publicacion1.png

15 septiembre, 20161min0

Les acercamos la 3° circular del II Simposio Internacional de Investigadores en Juventudes Argentina – Colombia, donde se detallan las últimas fechas acordadas para el envío de trabajos completos (con prórroga hasta el 11/10) y el formato en el que deben ser presentados.

Link: 3° Circular II Simposio Internacional de Investigadores en Juventudes Argentina-Colombia



14 septiembre, 20162min0

El Centro de Derechos Humanos Fray Matías de Córdova A.C. es una organización que trabaja a favor de los derechos de los y las niñas migrantes y refugiadas en México.

La organización ha lanzado el Micrositio llamado #MigrarParaSobrevivir dónde se comparten datos y análisis acerca del trato a niños de Honduras, El Salvador, Guatemala, México y Estados Unidos que son afectados por la migración.

Los contenidos fueron extraídos del informe “Niñez y migración en Centro y Norte América: causas, políticas, prácticas y desafíos” co-dirigido por el Programa de Migración y Asilo del Centro de Justicia y Derechos Humanos de la Universidad Nacional de Lanús (Argentina), y el Center for Gender and Refugee Studies from the University of California Hastings College of Law (Estados Unidos).

Disponible online: http://migrarparasobrevivir.cdhfraymatias.org/
fray matias


armas-en-civiles-300x209.jpg

3 septiembre, 20161min0

A partir del debate suscitado en estos últimos días en torno a la tenencia y uso civil de armas de fuego, compartimos con ustedes una nota en la que es entrevistada la Dra. Alejandra Otamendi, integrante de este Observatorio. Los datos que surgen del ex RENAR y de ONGs que trabajan sobre el mercado ilegal, calculan que hay unos cuatro millones de armas en manos de civiles en todo el país. El 10% de los argentinos estaría armado. De ese número, sólo poco más del 30% está registrada. Como parte del Plan de Desarme desde el 2007 se entregaron apenas 174.902.