Rechazo a la expresión del Ministro Esteban Bullrich

El viernes 16 de septiembre durante la inauguración del Hospital Escuela Veterinario de la Universidad Nacional de Río Negro en la ciudad de Choele Choel, el Ministro de Educación y Deportes, Esteban Bullrich, expresó en su discurso que “Esta es la nueva campaña del desierto, pero no con la espada, sino con la educación.”. De ese modo comparó el avance en maconquista desiertoteria educativa  con el desalojo y matanza de pueblos originarios durante la llamada “campaña del desierto”. Frente a dicha manifestación, compartimos la declaración de rechazo de la Universidad de Río Negro que se suma a diversos repudios que circularon por medios y redes sociales. 

 

Bariloche 16 de septiembre 2016

Los abajo firmantes, becarios, investigadores, docentes y personal del Instituto de Investigaciones en Diversidad Cultural y Procesos de Cambio de la Universidad Nacional de Río Negro y del CONICET, expresamos nuestro profundo rechazo a las declaraciones del Sr. Ministro de Educación Esteban Bullrich realizadas en nuestra casa de estudios en Choele Choel, en las cuales compara el avance de nuestra universidad en términos de una““nueva campaña del desierto, pero no con la espada, sino con la educación.”

Desde las investigaciones científicas realizadas en nuestra institución, desde la memoria social en nuestra región y desde el sentido común aquello que usted, Sr. Ministro de Educación, refiere como hecho histórico en términos de “campaña del desierto” ha sido un genocidio. Bajo ningún concepto puede aceptarse que un crimen de lesa humanidad pueda ser utilizado como metáfora para referir a una política pública. Esto supone o bien una supina ignorancia e indiferencia ante la historia de nuestro pueblo, o bien una propuesta educativa, en este caso, que comparte los lineamientos principales con aquello que se compara.

Ambas son preocupantes, ya que en efecto la llamada “campaña del desierto” no se realizó sólo con la espada, como usted afirma, sino a través del apoyo financiero de sectores que se enriquecieron con el despojo de los pueblos originarios, de la concentración, deportación y división de las familias sometidas, de su distribución como fuerza de trabajo semiesclavizada para el beneficio de distintos sectores de poder en el país, de la entrega y borramiento de la identidad de miles de niños separados de sus familias. Usted habla de hacer una “nueva campaña” con la educación, desconociendo que ha sido precisamente el sistema educativo en nuestro país un responsable directo de que los prejuicios y discriminaciones se hayan perpetuado, construyendo a los pueblos originarios como “salvajes”, “extranjeros” y “ladrones”, y a la región en que vivimos como un “desierto”.

No podemos compartir ni aceptar ninguna otra campaña al desierto. Convocamos a usted, Sr. Ministro a desandar, a través de la historia y de una reflexión honesta sobre las asimetrías y desigualdades de nuestra sociedad, las políticas que sometieron a los pueblos originarios al genocidio. Sólo así podremos pensar en políticas educativas interculturales, en un plano de igualdad, de respeto y verdadera participación ciudadana.

Delrio, Walter; Malvestitti, Marisa; Briones, Claudia; Lanata, José Luis; Mereb, Ayelén; Barros, Mercedes; Galante, Florencia; Quintana, María Marta; Barelli, Inés; Pérez, Pilar; Barés, Aymará; Nicoletti, María Andrea; Lezcano, Maximiliano; Stella, Valentina; Sabatella, María Emilia; Scartascini, Federico; Assaneo, Agustín; Bechis, Florencia; Tozzini, Alma; Conti, Santiago; Vargas, Emanuel; Azcoitia, Alfredo; Vejbjerg, Laila; Benclowicz, José; Kropff, Laura; Navarro Nicoletti, Felipe; siguen las adhesiones…

© Copyright 2016 25344157, All rights Reserved. Written For: